Inicio Noticias Las Misioneras de la Caridad de Madre Teresa ante el coronavirus: casas...

Las Misioneras de la Caridad de Madre Teresa ante el coronavirus: casas cerradas y confianza en Dios

96

Las Misioneras de la Caridad han cerrado todas las casas a visitadores y voluntarios. «Ante todo, la salud de nuestros niños. Los centros reciben también a niños con necesidades especiales». No obstante, asegura la superiora regional de las Misioneras en Mumbai, «Madre Teresa habría dicho: ‘Tengan confianza en Dios’».

(AsiaNews) Frente a una emergencia tan avasalladora como la del coronavirus chino que se está rápidamente difundiendo también en India, «Madre Teresa habría dicho: ‘Tengan confianza en Dios’». Lo afirma a AsiaNews, sor Terese Joseph, superiora regional de las Misioneras de la Caridad (congregación fundada por Madre Teresa) en Mumbai.

El Covid-19 llegó también a Mumbai y las hermanas están decidiendo las medidas que adoptarán . Ante todo, dice la misionera, «viene la salud de los niños, en particular aquellos con necesidades especiales. A ningún visitador se le permite el ingreso».

En India en las últimas horas los casos ciertos de coronavirus llegaron a 62. En Mumbai fueron internadas 6 personas que habían tenido contacto con una pareja de Pune que resultó positiva a la enfermedad. Los expertos internacionales critican la posición de Delhi aún demasiado cauta con el suministro de hisopos para hacer las pruebas de detección del virus. Para un país con más de 1.200 millones de personas y amplios sectores de pobreza difundida en cada lugar del territorio, las consecuencias del contagio podrían ser desastrosas.

Todas las casas de las hermanas de Madre Teresa reciben a enfermos y sujetos frágiles y con un elevado riesgo de infección. Sor Terese reporta que en la «Shishu Bhavan» (Casa de los niños, ndr) de Vile Parle en Mumbai, «hay 30 menores con discapacidades especiales, de edad comprendida entre 3 y 13 años. Estamos muy atentas a nuestros niños. Desde cuando comenzó el contagio decidimos no permitir más la entrada, por lo tanto ni a visitadores ni a los voluntarios».

La casa «Asha Daan» en el barrio de Byculla (Mumbai sur), hospeda «a más de 260 personas, comprendidos 45 niños discapacitados. Tampoco aquí puede entrar nadie, estamos haciendo de todo para proteger a las personas de las cuales nos ocupamos».

La superiora manda un mensaje de aliento: «¡Confiamos en Dios!». Luego agrega: «Como Misioneras de la caridad, contemplamos el corazón del mundo que hoy sufre a causa de coronavirus. Estamos rezando y continuamos ofreciendo nuestro trabajo infatigable por los más pobres entre los pobres. Nuestra Madre decía: ‘Oración en acción es amor en acción’».