México es el país más violento para sacerdotes en América Latina, confirma estudio

0

El Centro Católico Multimedial (CCM), difundió un informe que señala por noveno año consecutivo a México como el país más violento para los sacerdotes en América Latina, y cuya víctima más reciente ha sido el P. Miguel Ángel Machorro.

“Nuestro país es considerado por noveno año consecutivo, el primer lugar en crímenes de odio contra sacerdotes, religiosos y laicos de América Latina”, indicó el CCM en su sitio web

 

El informe del CCM abarca de 2012 a 2017, periodo del actual Presidente Enrique Peña Nieto, y en el cual han sido asesinados sacerdotes, 2 laicos y se tiene registro de 2 presbíteros desaparecidos.

“Este año 2017, en concreto, ha sido un año funesto para el sacerdocio y la Iglesia en México, cuatro asesinatos, dos secuestros frustrados, dos ataques icónicos, uno en la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México y otro en las Oficinas de la Conferencia del Episcopado Mexicano, así como cientos de amenazas y extorsiones a sacerdotes y obispos, son el triste panorama que nos hacen aseverar que las cosas están lejos de mejorar”, denunció.

En lo que van del año han sido asesinados el P. Felipe Altamirano Carrillo, de la Prelatura del Nayar; el P. Joaquín Hernández Sienfuentes, de la Diócesis de Saltillo; el P. Luis López Villa, de la Diócesis de Nezahualcóyotl; y el P. José Miguel Machorro, de la Arquidiócesis de México.

El CCM recordó que “los miembros de la Iglesia no tienen conflicto con los grupos que están cometiendo ilícitos en el país”.

Sin embargo, “existen sectores de la sociedad, que aprovechan la efervescencia de la violencia y se muestran insolentes contra los religiosos en entidades como Chiapas, Tabasco, Ciudad de México, Puebla, Tlaxcala, Hidalgo, Estado de México, Jalisco, Nayarit, Veracruz, San Luis Potosí, Colima, Culiacán, Tabasco, Michoacán, Guerrero y Tamaulipas”.

El informe denunció que “estos grupos que atentan contra sacerdotes y religiosos, buscan limitar las actividades del trabajo pastoral de la Iglesia en México, que tienen su acción en el campo sanitario y educativo así como en la acción asistencial -ayuda, refugio y consuelo-, a favor de los derechos humanos de migrantes que transitan por suelo mexicano”.

“Los agentes de pastoral, en específico, los sacerdotes, son más vulnerables a diversos ataques, como lo muestra la creciente ola de agresión, asesinatos y desapariciones acaecidos bajo la mirada indiferente de las autoridades, a lo largo y ancho del país, donde en los últimos años ha proliferado la inseguridad y el crecimiento de los grupos del crimen organizado”, señaló.

No podemos callar más, la sangre de miles de mexicanos se sigue derramando”, expresó el CCM.

Por ello, afirmó, “seguiremos sin temor, haciendo un llamado enérgico a las autoridades del gobierno mexicano, de todos los niveles ya sean federales, estatales y municipales, a fin de que brinden las garantías al ejercicio del ministerio sacerdotal en muchas zonas de México, en las que ha repuntado la violencia”.

Share.

About Author

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: